¡Ya puedes agendar cita presencial o virtual! ¡CLICK para ir a CONTACTO!

Related Posts

¿por qué estar soltera es importante?  | María Gironés 2020
¿por qué estar soltera es importante? | María Gironés 2020
El término soltería puede llegar a incomodar a muchos. ¿Por qué? No sé, tu decime. Lo que sí sé es que, para muchas p...
Read More
¿Cómo puedo cambiar? | María Gironés 2020
¿Cómo puedo cambiar? | María Gironés 2020
En mi video titulado “La gente cambia ¿Verdad?” expuse como usualmente tendemos a pensar en blanco y negro respecto a...
Read More
¿Cómo estar siempre en tu poder? Los “venenos “del poder personal| María Gironés 2020
¿Cómo estar siempre en tu poder? Los “venenos “del poder personal| María Gironés 2020
En mi video (que espero hayas visto), expuse 5 partes para estar siempre en tu poder. No use la palabra “empoderar” p...
Read More

¿Cómo empezar a poner límites sanos en pareja? 4 reglas básicas


¿Te gusta el arte? A mí sí, me encanta. Me gusta cómo es una forma de expresión en tantas modalidades y cómo se vuelve una práctica diaria. Erich Fromm (uno de mis autores favoritos) decía que amar es un arte. Lo que significa básicamente que se puede aprender a amar. Pero no solo eso.

Amando, hay otras artes, otras prácticas que, si bien no son necesariamente diarias, se vuelven vitales para nosotros. Digo, ok, amarte a ti mismo es una, pero ¿Qué tal ser tolerante? ¿Qué tal aprender a pelear o a poner límites? Uno no nace perfecto en este tipo de cosas y mientras no se pueda alcanzar la perfección (porque es cierto, no se puede) podemos seguir en nuestra práctica.

Así como pelear es todo un caos, si no se aprende a hacer bien; poner límites en pareja puede resultar en un intento fallido de nutrir una relación. ¿Ya has estado ahí? Yo acabo de tener un flashback, pero mejor quedémonos aquí.

En mi video “¿Cómo pelear con tu pareja?” les hablaba de algunas cosas que tienen que tomar en cuenta para hacer esa práctica (de pelear con quien amas) más productiva y benigna. El video toca temas muy interesantes. Uno de ellos es “poner reglas desde el inicio”. En este punto (que quizá es el más importante de todo el video) existe un compromiso de portarse de manera civil mientras se pelea o discute un tema. Es tocar el tema de una pelea acalorada, pero sin gritos, ni acusaciones.

Básicamente es seguir las reglas del Kinder:


  • No ofender
  • No insultar
  • No tirarle nada al otro
  • No pegarle
  • No hacer trampa.
  • Ser responsable y hacer tareas
  • No escaparse del Kinder

De cierta manera todas cuentan y me faltan varias. Me gustaban esos días. En fin, ya estamos familiarizados con estas reglas. Lo que no mucha gente toma en cuenta es que fuimos todos, nuestro propio niño. Es decir, con nuestro estilo. Algunos no hacíamos tareas (me incluyo), algunos le pegaban a los otros niños. Y la cosa es que ya siendo adultos hay que aprender casi desde 0 a ponerle límites a la gente, porque de hecho no nos lo enseñan en Kinder. Solo nos piden que sigamos reglas.

Estoy segura que a todos nos gustaría tener una relación donde sabemos pelear, sabemos poner límites y amarnos. El problema es cuando ya estamos en una relación que vale la pena, pero no sabemos pelear muy bien y tampoco poner límites. ¿Cómo empezar a poner límites después de unos años de relación?

Muchos lo pueden ver como desventaja, porque ya hay una dinámica, patrones establecidos, incluso roles. Difiero enormemente (por cierto). Lo veo como una ventaja, por la confianza, el compromiso y el vínculo ya creado.

Esto que viene es mucho más fácil cuando ya hay un vínculo fuerte y estable. Cuando solo la relación podría ser mejor si trabajáramos en “eso”. Se puede hacer perfectamente al empezar una relación y crear la dinámica desde ahí, pero tendrán que ser personas muy seguras de lo que desean. Voy a enlistar 4 reglas básicas, para empezar a poner límites en pareja. Nótese que no he puesto “cómo ponerle límites a tu pareja”, lo vamos a hacer en equipo esta vez.

  1. Empezá contigo:

Se flexible y dinámico. Es cierto que en una relación probablemente ya hay compromiso, vinculo y hay una dinámica. Pero si querés cambiar una situación tan solo unos grados (es decir, no 180°), el cambio empieza por ti, flexibilizándote.

Tenés que tener claras tus necesidades, eso si no se mueve. ¿Cómo pelean? ¿Usualmente hay uno que calla o invalida todo argumento del otro? ¿Se gritan? Mira la situación que no te gusta y pregúntate qué necesitas. Que te escuchen activamente y te respeten, en este caso. ¿No? Bueno pues ya las tenés claras (tus necesidades). Ahora, ¿Qué podés hacer para iniciar tú el cambio?

Hay un par de cosas que podés hacer. Entre ellas está, tomar consciencia de las cosas que tú hacés para pelear. Tu estilo de pelea, el tipo de cosas que pueden causar una reacción desagradable en tu pareja. Con esto no digo que sea tu culpa, digo que es una dinámica, por lo que si tenés cierta responsabilidad y la fortuna de poder iniciar el cambio. Ahora, el siguiente punto:

 

  1. Regla de oro:

Se acuerdan cuando les comenté (de una forma algo particular) que había una miniatura tuya en tu pareja y una de tu pareja en ti (¿?). Pues eso. En pocas palabras lo que quería decir con eso, es que es importante que sepas y de hecho veas por tus intereses, en todo sentido. Sin embargo, si tenes una pareja sería incluso sano que mientras ves por los tuyos(tus intereses), te preguntés (al menos) donde están los de tu pareja. Si esos intereses van de la mano, perfecto. Si no lo están, tenemos problemas. Lo bueno es que ya estas tomando en cuenta los intereses de tu pareja y tu pareja (espero) los tuyos.

Por cierto, a intereses no me refiero a que a ti te guste el tenis y a tu pareja ir a nadar. Me refiero a que tu querés lograr algo de una interacción con alguien o de tus recursos (tiempo, dinero, paz mental) y tu pareja quiere algo más. Eso es normal y humano.

Regresando. Una vez cada uno de la pareja puede tomar en cuenta los intereses y hasta necesidades del otro, es más fácil encontrar un punto medio. ¿No crees?

  1. Distancia sana:

Ok. Esta es importante. Personalmente pienso que esto depende mucho de cada pareja y de cada persona incluso. Cuando se pelea o se pone límites, un pequeño amigo sale a relucir varias veces y nos priva de tomar acciones para mejorar nuestras relaciones (el ego).

No voy a discutir aquí, ahorita, los atributos positivos y negativos del ego, pero digamos que lo mejor es tomar una distancia sana.

Antes y después de pelear o de poner un límite y en general en la relación. Eso significa también un acercamiento sano. ¿No? No vas a estar pegado 24/7 porque es un poco dependiente y no vas a estar distanciado 24/7 porque entonces cuál relación. 

Esto es un poco complicado, pero depende de cada pareja y persona, todos tenemos necesidades diferentes.

Por eso también es primordial la siguiente y de hecho creo que es la segunda o tercera vez que la enfatizo.

  1. Sentate a hablar:

De nada sirve todo el trabajo que hemos estado haciendo si no das el paso. Recordá que para tener éxito hay que tener habilidad, la mentalidad adecuada, comprometerte y tomar acción. Bueno tomemos acción.

Sentate a hablar con tu pareja, ya sea acerca de un límite en específico o de las reglas del juego que van a cambiar al menos para discutir. No para hacer las discusiones más rápidas, sino para hacerlas menos dolorosas. Esto es algo así como una prueba de fuego, porque tenes que tomar en cuenta todos los puntos anteriores.

Habla de cómo está siendo ahorita la dinámica, las peleas, todo. Hace énfasis en que hay cosas que tienen que cambiar y otras que están bien así; pero trata de hablar más de ti. Si tenés que dar razones, las das, así tu pareja sabe que estás viendo por los dos. Podés comentar que sabes que le molesta x conducta y que estas dispuesta a comprometerte a no hacerlo cuando pelean (siguiendo con el ejemplo), si ella se pudiese comprometer a [insertar conducta que deseas] por [razón ligada a una necesidad tuya].

Así, por ejemplo, tu manera seria y tajante de culpar a tu pareja (pongamos el ejemplo), se vuelve un poco más comprensiva con los problemas que se presenten. Por lo que ya podés comunicar las cosas tranquilamente y con un tono que tu pareja no interprete amenazante y tu pareja no se pone defensiva y a gritar. No son enemigos, son pareja. Hay que trabajar juntos.

La verdad es que el proceso es bastante intuitivo y está adaptado diferente para cada pareja, pero estas 4 reglas son un buen comienzo. Recordá que siempre podés cambiar la dinámica para bien o para mal (espero que para bien).

Espero de verdad que este blog te haya servido mucho y lo puedas poner en práctica con tu siguiente relación (si estas soltero) o en tu relación actual.

Recordá también que, si estas en El Salvador y necesitas una sesión de psicoterapia, con gusto te ayudo. Podes escribirme para agendar una cita por aquí: https://mariagirones.com/pages/contactame

O si querés ver los detalles de la psicoterapia, podes ir a la página: https://mariagirones.com/pages/psicoterapia

Agenda una sesión de Psicoterapia conmigo: https://mariagirones.com/pages/contactame

Si quieres un poco más de información, estoy también a tu disposición por cualquiera de mis redes sociales (las puedes encontrar abajo). Nos vemos la otra semana o más pronto si sigues mis redes. ¡Bye!

 

 

 

 

 


Dejar un comentario




google.com, pub-8001529504479878, DIRECT, f08c47fec0942fa0